HISTORIAS PERSONALES

Fui a mis 10 años, una niña bastante precoz, que se desarrolló muy pronto y eso me causó una revolución hormonal, creándome un acné severo por casi todo el cuerpo (cara, brazos, escote, espalda…)

Cada vez fue a más hasta que el acné era parte de mí misma. De hecho, muchos niños me decían cara cráter o monstruo.

Mis padres por el complejo que tenía me llevaron a todos los profesionales que conocían, pero nadie después de tantos medicamentos, cremas, y tratamientos… NADIE consiguió eliminar el acné de todo mi cuerpo... Eso hizo que por el bullying recibido a lo largo de los años, me encerrara durante años en casa.

Esto me hizo estudiar y formarme en este sector e investigar en mi propia piel los tratamientos y cremas, analizando miles de firmas. Y llegó el día que combinando unas y otras creé un método facial eficaz ayudando a eliminar mi acné, rojeces y las marcas después de un arduo trabajo de 5 años.

Y gracias a todo esto, después de 21 años de profesionalidad, tengo el reconocimiento de clientes satisfechos, he sido nombrada en revistas por mi trabajo y seguimos ayudando a muchas personas.

Así que he de agradecer que lo que fue un complejo que me quitó mi infancia y adolescencia, hoy día es la ayuda de muchísimas personas.

Este es el caso de una de las muchas personas a las que he ayudado. Esta chica jamás había sufrido acné y desde febrero de 2020 (antes del uso de mascarillas) le brotó un acné hormonal. Se puso en nuestras manos y venía cada mes a recibir su tratamiento.

Después de un año de tratamiento, mejoró su piel notablemente, gracias a que fue realizado de forma totalmente natural sin ningún tratamiento químico.

La paciente ha seguido su tratamiento mensual para mantener su piel perfecta y cada 6 meses cambia su tratamiento en casa.


1 vista0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo